Pulsa "Enter" para saltar al contenido

Cómo pintar su puerta de entrada para darle personalidad a su hogar

Pintar la puerta principal es un pequeño proyecto que la mayoría de los propietarios pueden hacer ellos mismos. Desde el color de la pintura hasta la elección del pincel adecuado, estos son algunos consejos antes de empezar.

La puerta principal es el punto focal del diseño exterior de su hogar. Da la bienvenida a los huéspedes y da una pista de la personalidad de la familia que vive allí. Ya sea que usted elija un color oscuro audaz o un color claro y brillante, depende del estilo y las características del resto de su hogar, así como de sus preferencias personales. Una vez que haya determinado el color, todo lo que tiene que hacer es elegir una pintura de calidad superior y seguir los pasos para pintar su puerta con maestría.

Elija el color

Los expertos en diseño son unánimes: la puerta de entrada es el punto central de la fachada exterior de su casa. Pintar su puerta de entrada también le da la oportunidad de expresar su estilo y personalidad.

Los profesionales de Pintores Getafe  sugieren usar el color para atraer a la gente a su puerta. Le aconsejan que evite elegir el mismo color para el garaje, la tapicería y otros elementos exteriores de su casa para que su puerta de entrada destaque más.

Una cuestión de estilo

Al elegir un color, usted debe tener en cuenta el estilo arquitectónico de su hogar. ¿Es tradicional o moderno? Determine si el color coincidiría con otros acabados en su casa, tales como techos, piedras, ladrillos, revestimiento, etc. Los pintores en Getafe también le aconsejan que piense en la orientación de su puerta y su exposición a la luz.

No tengas miedo de elegir un color brillante. Es relativamente fácil y barato pintar una puerta. Por lo tanto, si cambias de opinión o si quieres elegir otro color en un año o dos, puedes volver a pintarlo sin problemas.

Consejo de experto: Examine su muestra de pintura al aire libre bajo diferentes condiciones de iluminación. Style at Home explica que la luz solar puede cambiar sustancialmente la apariencia del color, que a menudo parece más descolorido que el interior.

Elige la pintura

Pida consejo a su tienda de pintura sobre cómo elegir una pintura exterior de calidad superior. Los expertos dicen que es especialmente importante elegir una pintura de buena calidad para proyectos al aire libre, ya que estará expuesta a las condiciones climáticas. Aunque una pintura de calidad puede costar más al principio, durará más, ahorrándole tiempo y dinero a largo plazo.

¿Pintura al agua o al óleo?

Aunque se sabe que las pinturas a base de agua (acrílico, látex) son fáciles de limpiar, de secado rápido y menos olorosas, las pinturas a base de aceite (resina alquídica) son más duraderas y su tiempo de secado más largo aplana las pinceladas, creando acabados bastante suaves. Las pinturas más recientes son pinturas híbridas que combinan las ventajas de ambos tipos de pintura, como la pintura marca Valentine o Titanlux, especialmente diseñada para puertas exteriores.

¿Brillante o satinado?

Pintores profesionales de Getafe dicen que un acabado brillante puede tener un efecto dramático, siempre y cuando sea adecuado para su hogar.

También hay que tener en cuenta algunos aspectos prácticos. Según un técnico de pinturas Montó, las pinturas brillantes son más fáciles de limpiar, pero los acabados lisos mejoran las imperfecciones de la mascarilla.

Consejos de expertos: Limpiar o pulir los herrajes de su puerta puede mejorar en gran medida el aspecto final de su puerta, según el experto de Montó.

Cómo pintar su puerta usted mismo

En sus 27 años de experiencia en el campo, Paco Llinares, de Pintores Getafe  ha pintado muchas puertas y le sugiere que siga estos pasos para pintar su puerta principal con maestría.

Prepare su puerta

Lo ideal es que la puerta se retire de sus bisagras, pero esto no siempre es práctico con una puerta de entrada. Para obtener mejores resultados, retire o pegue con cinta adhesiva el hardware. Las puertas de madera que ya han sido pintadas pueden lijarse ligeramente, pero las puertas de metal pueden rayarse si se lijan. Lavar todo tipo de puertas con T.S.P. o con una versión ecológica para desengrasar y eliminar todas las huellas dactilares.

Prepare su puerta

Determine si su puerta fue pintada previamente con pintura al óleo o látex, y pregunte a su tienda de pinturas qué imprimación es la adecuada. Incluso si su puerta es completamente nueva y con lijado previo, es posible que tenga que volver a lijarla.

Pinte su puerta

Primero pinte el perímetro de la puerta para que se seque más rápido y sea menos probable que se pegue al burlete.

Luego pinte la puerta de arriba hacia abajo, en caso de que la pintura corra. Pinte las partes lisas con un rodillo de fibra muy corto con poca pelusa y utilice un cepillo de nylon de alta calidad para los bordes y los paneles empotrados.

Deje secar

Deje la puerta abierta el mayor tiempo posible para que se seque. Lo ideal es que empiece a pintar temprano en el día para que pueda dejar que la puerta se seque durante varias horas. Compruebe los tiempos de secado indicados en el bote de pintura.

“Le aconsejo que no cierre la puerta tan pronto como esté seca al tacto”, agrega Paco Llinares. Deje que la pintura se seque el mayor tiempo posible antes de cerrar la puerta. »

Consejo de experto: No pinte directamente bajo el sol o la lluvia, o cuando el tiempo sea muy húmedo o la temperatura baje durante la noche (verifique las temperaturas recomendadas para su pintura). Un Pintor de Getafe explica que estas condiciones no permitirán que la pintura se seque correctamente y que todo su trabajo se astillará antes del final de la temporada.

¿Pintaste la puerta principal de tu casa? Díganos en los comentarios de abajo el color que ha elegido y el resultado que ha obtenido.